Categoría: Relatos y Moralejas del día a día

Relatos y Moralejas contadas a través de técnicas de Story Telling y conceptualizadas con Infografías sencillas.

Todo en ésta vida se puede clasificar y versionar: 1.0, 2.0, 3,0…

odo se clasifica. El marketing, la agilidad, la industria, el liderazgo. Y claro se pone en una versión. Cuánto más alta, se supone que es mejor

Comparto un extracto de una publicación que me ha resultado muy interesante. Clasifica las características del Marketing en tres grupos. A saber: Marketing 1.0, Marketing 2.0 y Marketing 3.0.

Hasta aquí todo normal. Solemos versionar las cosas, los documentos, el software, los liderazgos, etc. Cada versión es mejor que la anterior. Incluye mejoras. Incluye aprendizajes. Se corrigen errores.

1.- El Marketing 1.0 parece ser que está centrado en el producto, su fin es vender, pone foco en el valor económico y resolver necesidades físicas de los consumidores.

2.- El Marketing 2.0 intenta superar al 1.0. Está centrado en el consumidor, en satisfacer sus necesidades, centrado en la persona y en el que se considera al consumidor como un ser inteligente con mente y corazón.

3.- El Marketing 3.0 parece que es “lo más de lo más”. Está centrado en los valores, en crear un mundo mejor otorgando valor primordial al medio ambiente y en el que se considera al consumidor como un ser humano integral con mente corazón y espíritu.

¡El 3.0 tiene mucho sentido! “Se centra en la persona. En el ser humano. En el medio ambiente. En los valores”, etc… Puede dar la impresión de estamos avanzando a un “mundo más humano, más sabio»

… ¿o, no es oro todo lo que reluce?

Hecha la ley, hecha la trampa…

Hecha la ley hecha la trampa. Da igual cómo sea la ley, siempre encontraremos un atajo para poder saltárnosla y poder hacer lo que queramos...

«Hecha la ley, hecha la trampa»…

Durante la llamada «ley seca» puesta en vigor en Estados Unidos durante los locos y felices años veinte, se vendían unos paquetes de zumo de frutas en los que se podía leer el siguiente mensaje:

«Atención: el contenido de este paquete NO DEBE ponerse en una vasija de barro, mezclado con levadura y ocho litros de agua, porque entonces se obtendría una bebida alcohólica cuya fabricación está prohibida».

Mi amigo Iván y su tienda en Artá en Mallorca.

La importancia del servicio al cliente. Puedes tener una tienda en una buena calle, pero si no atiendes a tus clientes, la tendrás vacía.

Mi amigo Iván montó una tienda de abanicos y complementos el año pasado.

En el precioso pueblo de Artá (Mallorca) donde paso las vacaciones.

A principio de temporada regaló abanicos a las mujeres lugareñas que «tomaban la fresca» en la calle delante de sus casas. Se acercaba a ellas cuando estaban sentadas en sus sillas delante de sus casas y les daba uno y conversaba con ellas. Sin esperar nada a cambio…

Resultado:

1. No hay semana que no le lleven tarta, pasteles a su tienda.

2. Le saludan con cariño por la calle como si fuese un famoso. Le conocen en casi todo el pueblo.

3. La tienda se le ha llenado de lugareños en búsqueda de conversación y alguna comprita. Le va muy bien en su negocio.

La tienda la tiene llena. Ha contratado a una persona que se la lleva a las ferias para que le ayude a elegir género. Confía en ella. Su empleada está feliz y motivada porque tiene poder de decisión… Y buen gusto.

Se nota que todos le quieren y aprecian.

Los comercios aledaños opinan que Iván tiene suerte. Que está en una buena calle.

Yo creo que no.

La fórmula que jamás te enseñaron en la Universidad

La fórmula que jamás te enseñaron en la Universidad. La fórmula de que en esta vida con poder y con dinero puedes conseguir todo lo que quieras

Amigos ingenieros, físicos, financieros, químicos…

Cojan el famoso manual SCHAUM de Fórmulas y Tablas de Matemática Aplicada empleado en la universidad y revisen el contenido: Fórmulas de Divergencias, diferenciales, integrales, neperianos, laplacianos, rotacionales, trigonometría, mecánica de fluidos, algebra lineal, física cuántica,….

Una verdadera maravilla!… están todas.

Si había suerte, el profesor nos dejaba emplear el libro en el examen.

Si “tocaba un profe chungo”… pues te tocaba aprender todas las fórmulas de memoria (o en su defecto, emplear la ‘socorrida’ chuleta).

Acabas la universidad. Empiezas a trabajar. Pasan los años. Maduras. Ganas experiencia a “base de garrotazos”. Aprendes. Subes y caes en el camino. Te levantas de nuevo. Observas. Escuchas.

Acudes de nuevo al libro escondido en la estantería. Le quitas el polvo. y buscas la fórmula:

A + €€€€€ = C… (donde C es lo que quieras).

…y, afortunadamente, no la encuentras.

¿A qué gasolinera voy?…

En una de ellas el litro de gasolina está unos 10 céntimos de euro más caro. Está más lejos. Me obliga a desviarme del camino al trabajo.

Tengo dos gasolineras a unos cuatro kilómetros a la redonda.

En una de ellas el litro de gasolina está unos 10 céntimos de euro más caro. Está más lejos. Me obliga a desviarme del camino al trabajo. La tienda es diminuta. No tiene máquinas de lavado.

La otra es más barata. Más cercana. Me pilla de paso. Tienen una tienda más amplia. Con máquinas de lavado…

Acudo siempre que puedo a la primera. Siempre dan los buenos días. Me ponen la gasolina sin necesidad de salir del coche. Cuando voy a pagar, comprueban el nombre que aparece en la tarjeta de crédito y me llaman por mi nombre. Cuando van las niñas pequeñas en el coche, el responsable siempre las hace una broma por la ventanilla que las hace reír mucho. Te desean que tengas un buen día y, al despedirse, siempre lo hacen con una broma y una sonrisa.

El litro sale unos “10 céntimos más caro”.

…que pago con mucho gusto.

Los juegos de antes. ¿Por qué vivimos?

¿Por qué vivimos?. De niños hacíamos una cantidad de temeridades; petardos, tirachinas, arcos, quimicefas, cabañas con pinchos, colgarnos de trapecios

¿Por qué vivimos?

Gran pregunta. Profunda. Contestada en la historia por grandes sabios y filósofos. Se han escrito cientos de libros. Nos deleitamos con las respuestas encontradas. Con las nuevas preguntas motivadas por el ansia de comprender del ser humano…

Muy bien. Pero faltó otra línea de análisis. Los niños. Cuando no había tablets. Ni móviles. Ni videojuegos.

1.- Existían tirachinas capaces de lanzar grandes piedras a altas velocidades.

2.- Se fabricaban arcos utilizando ramas de árboles y flechas puntiagudas que alcanzaban cientos de metros de distancia.

3.- Se construían cabañas utilizando material de obra, pegamentos tóxicos, hierros y clavos oxidados.

4.- Era costumbre habitual trepar árboles a decenas de metros de altura.

5.- Los conflictos entre pandillas se solucionaban con guerras de piedras lanzadas a mano o, en su defecto, con hondas fabricadas artesanalmente.

6.- Se empleaban petardos con capacidad explosiva muy superior a la actual con el fin de explotados en cacas recientes de vaca. …y un largo etcétera de temeridades incompatibles con la vida (juego de quimicefa, escalar si protección, sin cascos en las bicis, …)

Realizando simulaciones con IA sería fácil concluir que la probabilidad estadística de Vida en el Planeta fuese: CERO. Lo que nos puede llevar a la pregunta:

¿Por qué vivimos?

El alcornoque centenario

El alcornoque centenario de Collado Mediano. Un árbol majestuoso que trepé en mi enfancia hasta la rama más alta. Belleza extrema

El Alcornoque Centenario de La Dehesa de La Jara en Collado Mediano es el árbol candidato a ser «Árbol del Año en España 2020».

No es un árbol cualquiera. Tiene un significado especial para mí.

Cuando era niño trepaba hasta lo más alto cada fin de semana. Mi padre me enseñó a escalarlo. Está sólo a unos pocos metros de la casa donde veraneo. Competíamos entre los amigos para ver quién subía a la rama más alta.

Es un árbol precioso y majestuoso. A su lado, los fresnos y los robles que lo rodean parecen insignificantes.

El alcornoque de la Dehesa seguirá dando sombra cuando ninguna persona de los que vivimos en este Planeta vivamos.

El invierno pasado di un paseo con mis hijas pequeñas por el campo. Las expliqué todas mis aventuras en ese árbol.

–           ¡Papi, queremos subir!, dijeron las dos al unísono.

–           Claro que sí. Cuando seáis un poquito mayores, las respondí. Yo os enseñaré a vosotras como mi padre hizo conmigo.

–           ¡Súbete tú replicaron!, queremos ver cómo lo haces.

Y trepé hasta lo más alto.

Y de forma milagrosa, regresé a mi infancia por sólo unos segundos.

En cuanto me dejen salir del confinamiento…subiré a sus ramas de nuevo.

#Folicroquideldía

ZX Spectrum – Recuerdos y Juegos

ZX Spectrum y sus maravillosos juegos…

“Discusiones” entre los amigos para saber cuál era el mejor. Disponer de un POKE para tener vidas infinitas no tenía precio en esos tiempos… Rezar para que después de 8 minutos eternos cargando el juego con las rayas que salían en la tele no saliese el terrible «Tape Loading Error» y tuvieses que empezar de nuevo. Peleas entre hermanos para ver quién le toca primero.

¡El juego se ha cargado!

Y horas y horas de diversión.

Los 48K de memoria daban para hacer verdaderas maravillas.

Para mi los mejores juegos “de la historia de los años 80” son los de la lista:

1.- Knight Lore

2.- Manic Miner

3.- Sir Fred

4.- Jet Set Willy

5.- Attic Attack

6.- Abu Simbel Profanation

¿Alguno más?

La sonrisa se propaga más rápido que cualquier virus

La sonrisa se propaga a mayor velocidad que un virus. Hacer reir es un regalo. La sonrisa se propaga a una gran velocidad.

Hay veces que un pequeño gesto puede significar mucho…

El hombre de la foto se pasó el trayecto de metro tocando el violín a una niña que no paraba de llorar. Cuando la niña escuchó la música no dejó de sonreír. Su cara y expresión lo muestra todo.

Una sonrisa extendida como un virus a todos los pasajeros del vagón y a su madre que mira orgullosa la situación…

Hay cosas que nunca se olvidan…

Hay cosas que nunca se olvidan. La lista de preposiciones, los phrasal verbs los reyes visigodos. Algunas sí se olvidan y otras se quedan en tu mente.

Hay cosas que nunca se olvidan.

La lista de preposiciones aprendidas en el colegio no se olvidan.

…”a, ante, bajo, cabe, con, contra, de, desde, en, entre, hacia, hasta, para, por, según, sin, so, sobre, tras”.

Por alguna extraña razón aprendimos esas reglas de memoria de pequeños y se nos quedaron grabadas a fuego en la memoria. Antes era muy importante memorizar todo para superar los exámenes. Si no memorizabas la lección la penitencia estaba clara. Sortear de la mejor manera posible la tiza lanzada por el profesor de turno. Las dificultades de una asignatura dependían de la materia que se tratase, del profesor y de su puntería.

Las clases de inglés no se libraban de la memorización compulsiva. Los terribles “Phrasal Verbs” debían ser memorizados. Sin orden ni criterio alguno. De la A a la Z. “…get at, get away, get over, get on, get through, etc.”. Mucho más difíciles de recordar que las preposiciones. Demasiada teoría y poca práctica. Una pena.

Ahora tenemos Google, el Big Data, Siri,  traductores automáticos… Ya no memorizamos. Otra pena. Hemos pasado de un extremo a otro.

“La memoria es como el mal amigo; cuando más falta te hace, te falla”.

… y no siempre tendremos a Siri o Google para ayudarnos.

Atención: Después de un tren puede venir otro…

Señal de advertencia un poco absurda puede parecernos en una lectura rápida. Pero la frase recoge mucha sabiduría. Una importante señal

ATENCIÓN. DESPUÉS DE UN TREN PUEDE VENIR OTRO

Señal de advertencia un poco absurda puede parecernos en una lectura rápida. Pero la frase recoge mucha sabiduría.

A veces es bueno que nos recuerden lo evidente. Lo evidente y sencillo no lo apreciamos. En la vida pasan muchos trenes. Cuando pasa un tren, damos por supuesto que ya no vendrá otro. No es NUESTRO tren. Es el tren de otros.

Cruzamos sin fijarnos. Perdemos la oportunidad de habernos subido. Pero, no pasa nada. Ya vendrá otro. Advertidos estamos…

Cuando las cosas fallan una buena Comunicación es importante…

Cuando las cosas fallan una buena Comunicación es importante. Todos nos equivocamos, los sistemas presentan fallos. Es vital comunicar para tranquilizar

Algunas veces (solo algunas veces) los usuarios tienen razón. La comunicación es importante. El mensaje es importante. Cuanto más coherente sea la información del error producido en un sistema informático … pues mejor.

No hay cosa que produzca más intranquilidad que un mensaje de error que diga:

1.- “Se ha producido un error mientras se estaba produciendo el mensaje de error”

2.- “Error Grave. La operación ha terminado con éxito”.

3.- “El disco no existe. Por favor revise el disco y pruebe de nuevo”.

4.- “Absolutamente imposible mover ficheros que se han enviado. El fichero o se ha movido o borrado o… todo lo contrario”.

En caso de duda o imposibilidad técnica siempre se puede poner: “Oppps. Un error ha ocurrido. Pero tranquilo. Se trata del error 404”.